La sutil danza entre contenido y publicidad

Ejemplo del reciente reportaje pagado que el NYT hizo patrocinado por la serie Orange is the New Black.

La manera de comunicarnos ha evolucionado tremendamente en los últimos 20 años, por lo que no es de sorprenderse que la publicidad también haya avanzado en la misma dirección.

Lo que antes era un anuncio que se comprendía perfectamente bien delimitado en un espacio físico sobre un papel, duraba determinados segundos o minutos en “tiempo aire”, se transportaba sobre un autobus o vivía en un panorámico, hoy tiene muchas más posibilidades.

Y, si bien, no es mi intención analizar esto desde el punto de vista publicitario, ya que es un área que aún resulta desconocida para mí, sí lo quiero abordar desde el punto de vista de alguien que lleva dos décadas generando contenido, que se formó en un medio impreso que se enorgullecía de separar su área de publicidad de la redacción, y que después ha pasado por una gran cantidad de medios electrónicos y digitales, unos con más recursos que otros.

Pasé mi infancia profesional en un lugar en el que no había que preocuparse de las ventas publicitarias. Nuestra función era realizar un buen trabajo, tratando de ser lo más objetivos posibles, sirviendo lo mejor que pudiéramos a nuestros lectores, quienes pagaban nuestra lealtad a manera de suscripciones y comprando nuestro producto en papel, y no dejándonos influenciar por quien al final del día llevaría también parte del alimento a nuestra mesa: la publicidad.

Y sí, es que era precisamente ese número de suscriptores y venta de papel lo cual hacía que nuestro producto fuera oro molido para los anunciantes generando un círculo virtuoso del cual nos beneficiamos muchos bastantes años.

Una especie de malabarismo complejo que fue el que garantizó el modelo económico noticioso que prevaleció durante décadas en medios impresos que se jactaban de su independencia periodística… Hasta que llegó el internet, las suscripciones bajaron y los anunciantes empezaron a migrar a nuevas plataformas.

En mi opinión, ese modelo, que precisamente fue el que imperó en las redacciones estadounidenses, es el que nos ha obstaculizado a quienes iniciamos en el periodismo, que somos expertos en crear contenido y contar historias con base en hechos reales, a cambiar de mentalidad y adoptar nuevas maneras de trabajar de mano de la publicidad, ahora que cada vez menos lectores están dispuestos a pagar por nuestros contenidos, y hay cientos de miles de personas generando contenido de buena calidad y gratuito con modelos e intereses distintos a los que se tenían en un periódico.

Una de las formas que ha tomado la publicidad es lo que hoy se conoce como native advertising, que trata de ser poco intruisva y respetar la experiencia del usuario, y que cada vez más veremos en diarios serios, como lo es este reciente ejemplo, patrocinado por Orange is the New Black en el NYT, en el que se muestra un reportaje en un estilo periodístico narrado con todas las herramientas visuales disponibles y en el que la exitosa serie de Netflix no es precisamente la protagonista principal de la historia.

Si se preguntan si este tipo de publicidad le resta credibilidad a nuestro contenido, un estudio presentado en el sitio Nieman Journalists Lab sugiere que no.

Para finalizar, unas cuantas reflexiones personales sobre el estar abiertos a estos nuevos retos a la hora de generar contenido y hacerlo de la mano de quien tiene los recursos para pagarlo:

  • ¿Generas contenido a título personal? Sé honesto contigo mismo y con tus lectores si estás colaborando con alguna marca, si te regalaron algún producto para que lo pruebes, si te invitaron a algún lado, o si estás recibiendo alguna compensación. El hacerlo no tiene nada de malo, lo que sí puede restarte credibilidad es ocultarlo. Este modelo ya es seguido por muchos blogueros quienes colaboran con distintas marcas y empresas.
  • ¿Generas contenido a nombre de algún producto o servicio? Hazlo con toda la convicción de que tu producto es bueno, trata de comunicarte con tu audiencia, favorecer un diálogo y escuchar lo que necesita. Ésta es una excelente oportunidad para atender mejor a tus consumidores y darles contenido valioso, lo cual muy seguramente te agradecerán en el momento indicado consumiendo tu producto o servicio. O, mejor aún, este diálogo te permitirá corregir y proporcionar a tus clientes una mejor atención.
  • ¿Produces contenido para algún medio? Si estás en una posición de toma de decisiones, puede ser el momento de poner sobre la mesa las nuevas maneras de presentar la publicidad y hacerlo de una manera comprometida con tu audiencia, sin dejar de lado la oportunidad de generar ingresos para poder mantener la sustentabilidad de tu medio. El NYT lo hizo creando precisamente una entidad llamada T Brand Studio, en la cual, aclara el mismo diario, el equipo editorial y de noticias no está involucrado.
  • Y sobre todo recuerda: las reglas del pasado ya no aplican. Hoy en día hay que adaptarse a los nuevos modelos y encontrar la mejor manera de producir contenido de calidad, el cual sigue siendo agradecido por las audiencias, las cuales, sí, son aún oro molido para cualquiera que ofrezca un producto o servicio.

 

¿Y tú, cómo consumes tu información?

consumo de información

“En 1993 abrí mi cuenta de Hotmail que aún conservo”, me dijo una amiga a la que acabo de ver hace poco.

Esto me hizo caer en cuenta de que ya cumplimos dos décadas de utilizar el correo electrónico y, aunque parece que fue ayer, muchas cosas han pasado en estos 20 años que han cambiado la manera en la que consumimos la información. Cada vez usamos menos el papel y más las pantallas.

A mí, que me preocupa este cambio en el consumo desde el punto de vista de una creadora de contenido, que es capaz de tomar fotos, grabar y editar videos, escribir textos, hacer ilustraciones a mano, hasta utilizar programas para hacer una ilustración digital como la que acompaña este texto, me puse a hacer una investigación de lo que se ha publicado sobre el futuro de cómo recibiremos nuestras noticias, y llegué a unas cuantas conclusiones, que muy seguramente pueden ser objeto de debate, pero que aquí comparto con ustedes:

  1. Cada vez consumiremos más información afín a nuestros intereses e ideologías: Sí, aunque muchos critiquen que esto lleve a una falta de diversidad en puntos de vista, lo cierto es que el consumo de información será cada vez más polarizado, pues ya sea que la recibamos mediante alertas en nuestros teléfonos, nuestras redes sociales como Facebook o Twitter o entrando al sitio web o app de nuestro medio favorito, es mucho más fácil dar con los autores con los que nos identificamos, sin tener que pasar por los que tienen una opinión distinta a la nuestra.
  2. Los paquetes de información serán más cortos, multidimensionales y multiplataforma: Las notas planas con citas directas e indirectas y en tercera persona ya van de salida. Ante tanta oferta de información hay que maximizar la atención de la audiencia y utilizar todos los recursos disponbiles. Yahoo! con su app News Digest ya nos empieza a dar una muestra de lo que son las noticias del futuro, proporcionándonos una entrega de las 8 notas que consideran más importantes, dos veces al día, con textos cortos, frases destacadas, videos, mapas interactivos, contexto de Wikipedia y tuits relevantes incrustados. No por nada ganaron el premio Apple Design Award del 2014.
  3. Más lectores de noticias que se adapten a nuestros intereses y nos entreguen información rápida: Así como Facebook tiene algoritmos que nos conocen cada vez mejor y nos entregan la información más relevante, según nuestros intereses, lectores como Yahoo! News Digest, Circa News el NYT Now, o Bloglovin para blogs se harán cada vez más sofisticados y atenderán mejor nuestras necesidades de información ya sea por medio de robots que exploren la red por nosotros e información seleccionada por seres humanos, y lo más seguro: una combinación de ambos.
  4. Información de muchas y variadas fuentes: Esto no es noticia, sino que lo estamos viendo cada vez más, los medios tradicionales ya no tienen la última palabra. Medios alternativos, blogueros y líderes de opinión, hasta productos, instituciones y figuras públicas, ya sea en websites, blogs o en redes sociales cada vez tienen más credibilidad y complementan mejor nuestra información. De hecho, muchos tienen hasta más credibilidad que medios de los cuales sentimos no conocer bien a quienes se encargan de producir y escribir día a día la información.
  5. Más información se consumirá desde teléfonos inteligentes: Eso tampoco es nuevo, y cada vez más productores de contenido digital saben que tienen que entregar productos que se vean tan bien en una pantalla de computadora como en la de un smartphone. Yo lo veo a diario en la manera en cómo mi hija de 3 años consume la información, prefiere usar el iPhone, antes que el iPad o cualquier libro en papel. Triste y criticable para muchos, pero una realidad inevitable.

Y si quieren empaparse más del futuro de las noticias, les recomiendo esta charla de Ted publicada hace casi un año, por lo que puede que ya quede un poco obsoleta, pero no por ello deja de ser interesante:


LINKS DE INTERÉS:

http://www.niemanlab.org/2014/06/heres-how-the-recession-affected-jobs-in-newsrooms-publishing-advertising-and-more/

http://www.coca-colacompany.com/stories/how-we-get-our-news-us-study-debunks-conventional-wisdom

http://socs.fes.org/vnews/display.v/ART/50a27a739ce2b

http://www.niemanlab.org/2014/03/the-unfaithful-audience-how-topics-devices-and-urgency-affect-the-way-we-get-our-news/

http://www.americanpressinstitute.org/publications/reports/survey-research/personal-news-cycle/

http://www.journalism.org/2012/10/01/future-mobile-news/

Enhanced by Zemanta

Y ahora… ¿quién podrá cubrir nuestro evento?

Aunque medios, blogueros y la gente en general realiza la cobertura de eventos como el Miami Fashion Week, sigue quedando un tremendo vacío de información.
Aunque blogueros, medios y la gente en general realiza la cobertura de eventos como el Miami Fashion Week, sigue quedando un tremendo vacío de información que no está siendo documentada. (Fotos: @anacrisen)

El mundo de la información ha cambiado, y en mi reciente cobertura de la Miami Fashion Week, pude constatar una vez más que los viejos tiempos del periodismo han quedado ya muy atrás, al menos en Estados Unidos.

Y como no quiero gastar mis tan preciados caracteres, aquí les va en bullet points y negritas las conclusiones a las que llegué.

    • Los medios ya no están cubriendo en vivo mucha de la información valiosa: En este evento que tuvo un nivel altísimo se vivían varias realidades paralelas. Por un lado los medios locales que acudieron (principalmente televisión) cubrieron a las estrellas y celebridades locales, mientras otros pocos se enfocaron sólo en unos cuantos desfiles e hicieron algunas entrevistas. Fue poca la cobertura de periodistas profesionales especializados en moda la que se logró en el evento. Conclusión: Los medios ya no tienen los mismos recursos para cubrir historias.
    • Demasiada información para las blogueras de moda: En lo personal, me encanta la labor que hacen los blogueros, pero para que logren una cobertura del nivel que esperamos de la prensa resulta demasiado exhaustivo y casi imposible para una sola persona, y en realidad ellos no tienen por qué hacerla. En este caso las blogueras crearon su contenido desde su muy personal punto de vista y con las herramientas que tuvieron al alcance, tendiendo a ser ellas las protagonistas. Conclusión: Las blogueras cuentan su propia historia.
    • Agencias con poca presencia: Los que hemos trabajado en los medios en Estados Unidos, sabemos que una de las fuentes principales de imágenes es Getty. En esta ocasión Getty tuvo una selección demasiado pobre (y cara, pues las fotografías no estaban dentro del paquete básico de suscripción que ofrecen) que pudo haber limitado a muchos medios digitales a la hora de publicar información. Conclusión: Para las agencias ya no es negocio cubrir exhaustivamente ciertos eventos especializados.
    • Cobertura recayó básicamente en los organizadores del evento: Si bien, yo no había cubierto anteriormente este evento, y mis experiencias de cobertura de moda han sido principalmente en la New York Fashion Week (ve mi última cobertura aquí), sí pude notar la falta de inmediatez para obtener la información por parte de la organización del evento. Quizás sea injusto compararla con la de Mercedes Benz, y más aún con la Semana de la Moda de Nueva York, pero al final del día en ellos cayó principalmente la responsabilidad de proveer la enorme cantidad de material que se generó de un evento como éste. Más que criticar, pues creo que hicieron un buen trabajo dentro de sus posibilidades, es destacar la coyuntura que se vive en estos momentos, en el que está quedando un vacío a la hora de cubrir eventos de esta envergadura. Conclusión: Fue demasiada información para que una organización que no se dedica a producir contenido noticioso cubriera todos los ángulos al 100%.
    • Las redes sociales, importantes pero no suficientes: Sí, los principales reporteros de este evento fueron los asistentes que con el hashtag #MIAFW14 pudieron subir tanto a su cuenta de Twitter como Instagram lo interesante que ocurría en el lugar. Sin embargo, para marcas que invirtieron una tremenda cantidad de dinero en traer desde diferentes partes del mundo todo un show, la mayoría estando a la altura de cualquiera de las pasarelas que me ha tocado ver en Nueva York, las fotos subidas con un teléfono celular son importantes pues generan el buzz que todo mundo quiere lograr, pero no son suficientes. Tras tanta inversión en producción, iluminación, sonido, modelos y demás esfuerzos, merecían tener publicadas fotografías y videos profesionales de altísima calidad sobre el concepto que quieren vender desde Miami. Conclusión: Las redes sociales tienen mucho alcance, pero no sustituyen un trabajo profesional.
    • Se quedaron en el tintero muchas historias qué contar: Al haber presenciado la excelentes clases maestras a cargo de la Esden Business School, como la de Modesto Lomba, María León o Rosa Tous, entre muchos otros; charlar y ver de cerca las colecciones que diseñadores como Ágatha Ruiz de la Prada, Maliparmi, Stella Jean, Magnolia, Teresa Rosati, Mariana Castro o Mirage Couture, me quedó clarísimo que a la gente que realmente se toma en serio el tema de la moda y el negocio alrededor de esta industria se le quedó debiendo una gran cantidad de información.  Conclusión: Las marcas en sí no obtuvieron una cobertura en medios digitales proporcional a los recursos invertidos y a la calidad de los productos que presentaron.

Ahora queda una gran interrogante: ¿Quién va a llenar el gran vacío de información que queda al ir en decadencia los medios tradicionales? Sí, será en la mismas marcas en quienes recaiga la responsabilidad de contar sus propias historias.

Y tendrán que hacerlo de una manera profesional y acorde a lo que exigen las nuevas necesidades de información si es que quieren seguir compitiendo en esta intensa y apresurada era digital.

(Si te interesa, puedes ver lo más relevante de mi experiencia cubriendo este evento en mi blog Mami Glammy, o en la cobertura que se hizo para Yahoo! De Moda).

 

 

 

 

Enhanced by Zemanta

¿Quieres abrir un blog y no te animas?

Página de inicio de Mami Glammy
Así luce la página principal de mi blog Mami Glammy, que me ha dado varias lecciones importantes de la nueva era digital. Una de ellas es que la gente prefiere ver rostros en la web.

Cuando se celebró la toma de poder del Presidente Obama, el 20 de enero del 2009, el periódico para el cual trabajaba me envió a cubrir una gala que varias celebridades latinas ofrecieron al flamante Mandatario en la estación de trenes Union Station de Washington.

Aquello era un verdadero caos. Yo iba con mi laptop y se suponía que tenía que enviar la nota casi en tiempo real para que llegara antes del cierre, sin embargo, la batería no le duraba mucho y había que conectarla a una fuente de electricidad. En medio del desorden y casi sobre lo que era la alfombra roja por donde desfilarían Shakira, Marc Anthony, Jennifer Lopez, Paulina Rubio y Alejandro Sanz, entre otros, pude observar que había un enchufe.

Le pregunté a una de las personas de la producción que aún estaba conectando luces y moviendo cables muy timidamente si podía conectarme ahí y me dijo “Is someone stopping you?”. Así es que, como en efecto, nadie me detuvo, monté mi propia sala de prensa detrás de una planta que adornaba la alfombra roja.

Y, bueno, quizás ésta sea una anécdota boba, pero fue algo que cambió la manera en cómo hago las cosas y hoy, cada vez que quiero hacer algo me pregunto (sí, así en inglés) “Is someone stopping you?”.

Fue así como nació mi blog de Mami Glammy, porque tenía ganas de escribir de mil cosas que en ese momento los medios con los que tenía contacto jamás me publicarían. Así es que como nadie me detuvo, Mami Glammy abrió por primera vez sus ojos en un mundo digital.

Hoy quiero compartirte las razones que a mí me parecen relevantes para que cualquiera que tenga la inquietud, tenga un diploma de comunicación o no, se anime a abrir su propio blog.

  1. Porque no hay que pedirle permiso a nadie: Sí, ésta ha sido la razón más importante para mí. Porque a lo largo de estos dos años he tenido la necesidad de escribir y publicar algo, y no he tenido que ni pedir permiso ni contar con la validación de nadie que me diga que mi texto es digno de publicarse.
  2. Por la oportunidad de aprender: Mami Glammy empezó a fluir cuando dejé de tomarme demasiado en serio y se convirtió en un proceso de aprendizaje. Desde el idear, organizar y armar de cero un blog en WordPress, hasta ir evolucionando en la manera en cómo cuento las historias que ahí aparecen utilizando distintas herramientas digitales e ir viendo la reacción de la gente que lo sigue. Todo, absolutamente todo, ha sido un proceso de aprendizaje realmente enriquecedor.
  3. Para crearse una identidad digital: Sí, Mami Glammy nació de una necesidad de escribir notas “light” cuando recién me convertí en mamá y trabajaba en una importante cadena de televisión con temas que tenían que ver con crímenes, asesinatos, violencia intrafamiliar y demás cosas. Este blog me dio el espacio primero para dedicarme a hacer cosas “bonitas” y después para meterme a temas de más profunidad cuando cambié de trabajo y me convertí en editora de moda. En resumen, Mami Glammy es el reflejo digital de lo que quiero mostrar al mundo y es la historia de cómo he vivido el proceso de ser mamá y profesionista al mismo tiempo.
  4. Porque es salir de la zona de confort: Ésta es la otra cara de la moneda de lo que menciono en el #1. Para bien o para mal, muchas veces resulta más sencillo cuando tenemos un editor y un medio que nos respalda, y nos dice que nuestro contenido es digno de publicarse. Cuando se hace un blog no tenemos a nadie que nos valide y estamos solos en el enorme universo del ciberespacio. Así es que hay que estar preparados para obtener tanto buena como mala retroalimentación, y tener nuestra mejor sonrisa a la mano para agradecer el al menos no haber sido ignorados.
  5. Porque es aprender el nuevo lenguaje digital: Para quienes hemos trabajado en los medios tradicionales, el tener un blog es enfrentarnos a muchas de las cosas que antes se suponía que no debíamos hacer. El lenguaje en la era digital es otro, y el tener un blog es una excelente manera para aprenderlo.
  6. Porque abre puertas: A muchos de mi generación nos aterra el compartir demasiado en el ciberespacio, sea en medios sociales o un blog, sin embargo el quedarnos al margen de esta maravillosa oportunidad es perdernos de mucho. El tener mi blog me ha permitido conectar con gente muy valiosa que de alguna manera u otra ha llegado a mi vida digital gracias a lo que comparto en él, o que haya sido considerada por importantes empresas para trabajar en ellas. El saldo definitivamente ha sido positivo.
  7. Porque es un ejercicio de autodisciplina: Sí, aunque no escribo todos los días, a veces ni siquiera una vez por semana, el mantener vivo a esta especie de tamagotchi ha sido un ejercicio de disciplina y compromiso que ha resultado sumamente gratificante.

Y bueno, aquí poco a poco te iremos dando las herramientas necesarias para abrir ya sea un blog personal, del pequeño negocio que estás emprendiendo o sobre esa pasión sobre la cual quieres escribir.

¿Tienes alguna duda en específico? Házmela saber aquí en los comentarios o conéctate conmigo en mis redes sociales @anacrisen

 

 

 

Enhanced by Zemanta

11 cosas que distinguen a los creadores de contenido digital

Tipografía
Gráfico realizado con la ayuda de Polyvore.

En un mundo en el que los robots en minutos escriben las notas que antes tomaba hasta horas a los reporteros, ¿qué será lo que distinga a los nuevos creadores de contenido y facilitadores de noticias?

  • Dan la cara: La figura del periodista antes escondida en una sola línea con su nombre que le daba la autoría de un texto, pero que lo mantenía casi en el anonimato, se convierte en alguien de “carne y hueso” en el ciberespacio. Alguien con gustos, pasiones, estudios, una historia detrás, que lo hace, ahora sí, tener una opinión.
  • Tienen una identidad digital: Y precisamente porque hay que dar la cara es necesario construirse una identidad en línea, formarse una credibilidad e informar a los seguidores por qué se tiene la opinión que se tiene.
  • Dialogan de tú a tú: La audiencia deja de ser una masa desconocida para convertirse en un interlocutor que está al mismo nivel y  cuestiona. Ya el facilitador de información no será aquel que tenga el respaldo de una organización sino el que se haya ganado el respeto de su audiencia, respetándola y conociéndola de la misma manera.
  • Su principal objetivo no siempre es sólo crear contenido: Algunos de los mejores creadores de contenido que se están estableciendo como líderes en las redes sociales no son necesariamente comunicadores en sí, sino gente que tiene otras profesiones y otras pasiones, pero que tiene la habilidad de comunicarse y enganchar a su audiencia con las diferentes plataformas y contenidos digitales que ofrece.
  • Navegan el ciberespacio en busca de información: Esto no es nuevo y vemos cómo lo hacen ya exitosos content aggregators como BuzzFeed o uno que a mí en lo personal me parece muy entrentenido, Bored Panda. Ahora los facilitadores de noticias serán eso: personas que se sepan manejar con gran habilidad en el ciberespacio, que conozcan bien los gustos de su audiencia, grande o chica, y que seleccionen las noticias que interesen dentro de su ciber-comunidad, que no está necesariamente comprendida en un espacio geográfico.
  • Son reporteros/editores/diseñadores/correctores de estilo/fotógrafos/videografos/relacionistas públicos/especialistas de SEO: En este mundo digital el que sepa usar mejor todas las herramientas a la mano de los comunicadores será quien sobreviva, con el avance de la tecnología cada vez es más fácil acceder a programas o plataformas que ayudan a hacer el trabajo que anteriormente sólo alguien especializado sabía hacer. Sin embargo, el mundo digital será no sólo de quienes sepan usar herramientas, sino de quienes cuenten mejores historias con ellas.
  • Cambian cómodamente de una plataforma a otra y cuentan historias multidimensionales: Ya sea en videos, gráficos animados, fotogalerías, textos o videojuegos, estos nuevos creadores de contenido no piensan de una manera lineal, ni siquiera uniplataformal, sino que aprovechan todos los recursos a su alcance para contar sus historias.
  • Piensan modularmente: Las historias ya no se cuentan como cuando alguien lee un libro o ve una telenovela que tiene una continuidad de un capítulo a otro. Las nuevas historias son contadas en pequeños módulos de información que entrelazados forman una historia aún más grande, y que cada quien recibe y consume de una manera muy propia y personal.
  • Se equivocan y tratan de hacerlo con dignidad: Partiendo del punto de que no son robots y sí seres humanos, el error está permitido, lo que no está permitido es negarlo, ocultarlo o minimizarlo. Cuando surge el error, se acepta, se pide una disculpa con gracia y buen humor, y se corrige.
  • Forman comunidades: No ven a sus seguidores como lectores o audiencia, sino más bien como una comunidad con los mismos intereses, en los que aunque ellos son facilitadores, moderadores o creadores de la información, la interacción de los integrantes de esta comunidad virtual es igual o aún más valiosa que el mismo contenido que ellos generan.
  • Venden: Sí, vender. Una palabra que no nos gusta mucho a quienes empezamos en un mundo en el que las redacciones se separaban de los departamentos de publicidad para intentar darle objetividad de las noticias. En casos como el mío, en el que gracias a estar protegida dentro de un sistema que se encargaba de las ventas por mí, el vender puede resultar algo no sólo intimidante, sino que se tiende a pensar que un creador de contenido no debe de vender. Sin embargo, los nuevos tiempos y los nuevos modelos económicos que sustenten el contenido harán que las historias y la publicidad vengan cada vez más entrelazadas.
Enhanced by Zemanta

¡Ponle rostro a Social Couturier!

Embed from Getty Images

Estuve soñando seis meses con el día en el que Social Couturier tuviera al menos un rostro y pudiéramos comunicarnos de tú a tú.

Desde que iniciamos este proyecto en octubre del 2013 ya teníamos claro que la producción de contenidos había avanzado a tal punto que el hablar de prensa, radio, televisión o internet por separado resulta obsoleto.

La tecnología ha avanzado a tal punto de que los reporteros no sólo viven en las redacciones de lo diarios o las televisoras, sino que están en cualquier lugar en donde ocurra algo que merezca la pena contar. Basta con que se registre un accidente para que decenas de manos sosteniendo sus celulares se asomen y en cuestión de segundos muestren al mundo entero la información que antes pertenecía sólo a unos cuantos privilegiados con una imprenta o una antena para distribuir a su criterio la información.

Pero el avance de la tecnología no sólo ha transformado al periodismo, con la llegada de las redes sociales, cualquiera con una computadora y una cámara digital se puede convertir en su mejor publicista, sin la necesidad de comprar un espacio en una revista o tiempo en un canal de televisión. Y así, podemos seguir repasando las más diversas y variadas profesiones que se han visto afectadas con la democratización de la tecnología.

Sin embargo, lo que nos apasiona a los que formamos este proyecto es esa evolución de los contenidos, en la que los viejos formatos, tanto informativos como publicitarios, ya no funcionan en un mundo en el que la información se recibe en la palma de la mano.

Social Couturier no pretende sólo vender un servicio que genere los contenidos que se necesitan en esta nueva era, sino formar una comunidad en la que juntos nos ayudemos a navegar las aguas que nos llevarán a este emocionante y prometedor futuro de los nuevos medios digitales.

¿Quieres subirte al barco? ¡Ayúdanos a ponerle rostro a Social Couturier!

Deja aquí tu comentario, conéctate con nuestras redes sociales o escríbeme a ana@socialcouturier.com

5 tips para crear contenido antojable

Cómo crear buen contenidoParece fácil, pero escribir tiene su chiste y un buen contenido puede hacer la difierencia entre un like o ser ignorado, así que toma nota de las sugerencias proporcionadas por Social Media Today y Media Bistro para que puedas elaborar textos deliciosos, que tengan ingredientes para ser un éxito.

 

1. Escribe en primera persona

Antes era imposible pensar que la objetividad podía ser en primera persona y debíamos recurrir al pasivo, pero hoy en día la gente se siente más identificada cuando leen un texto más personalizado, sobre todo en redes sociales.

 

2. Comparte y promueve los beneficios

Sí, qué bonito es tal o cual producto, pero si, por ejemplo, vas a hablar de un nuevo tratamiento corporal, será más interesante saber cuántos centímetros podrás reducir en cuánto tiempo para así conectarte y engancharte con los ciberlectores.

 

3. Evita el rollo

Menos es más y en estos tiempos todos agradecemos los textos breves y no aquellos kilométricos que inducen el sueño. Claro, cuando es necesario no hace daño escribir un poco más, con tal de que el mensaje llegue y sea claro.

 

4. No olvides la puntuación

En los tiempos en que los mensajes de texto se caracterizan por tener abreviaturas absurdas, caritas felices y cualquier cantidad de siglas, es importante pensar que las comas, puntos y de más siguen existiendo por algo y ese algo tiene que ver con que todo el significado puede cambiar por la existencia o falta de una coma. Por ejemplo, no es lo mismo decir: “Quiero una cerveza Indio” a decir “Quiero una cerveza, Indio”.

 

5. Los bullets hacen la diferencia

Así es. Ya sea que uses caracteres especiales, el símbolo de gato, puntos, cuadros o asteriscos, lo importante es que recurras a los bullets porque hacen la lectura ágil y rápida.

 

Así que ahora que ya tienes los ingredientes sólo te falta terminar de cocinar esta receta para que siempre te tengan en cuenta.

6 tendencias en contenido digital para el 2014

Principales tendencias de contenido digital para 2014.
Principales tendencias de contenido digital para 2014.

Haciendo una exhaustiva investigación de lo que nos depara el 2014 en cuestión de creación de contenido para las redes sociales, concluimos que el año entrante veremos lo siguiente:

  1. Los usuarios de las redes sociales se sentirán cada vez más cómodos compartiendo más: Esto no es lo mismo que el “oversharing”, el compartir cada una de las actividades que realizas en tu vida diaria en tus redes. Al contrario, muchos usuarios ya pasaron la curva de aprendizaje y saben qué contenido compartir y cómo compartirlo para capturar la atención de su audiencia.
    Lo que veremos en el 2014: Contenidos cada vez más públicos.
    LEE: 8 razones para tomar los medios sociales en serio
  2. Tu contenido cada vez en más valioso: ¿Antes te tomabas la foto de tu nuevo gadget o del vestido que estabas estrenando para tus amigos? Bueno, pues ahora que las marcas y tiendas se han convertido en tus nuevos “amigos”, te pedirán que compartas con ellos esas fotos en las que los promueves.
    Lo que veremos en el 2014: El trabajo que antes hacían los modelos, lo harán los mismos consumidores de las marcas.
  3. Google + pisa cada vez más fuerte: ¿Te has dedicado a ignorar esta red social y aunque tienes una cuenta de Google no le has prestado la más mínima atención a tu perfil? Google sabe que dependemos de ellos para muchísimas cosas y no permite ser ignorado, con acciones como el obligarte a tener un perfil de Google + para comentar en YouTube, entre otras cosas, muy pronto te verás en la necesidad de abrirlo.
    Lo que veremos en el 2014: Más y más personas se sumarán a los 300 millones de usuarios activos de esta red.
  4. Contenido de calidad retoma nuevos bríos: Si te has dedicado a hacer un blog con contenido propio y de calidad, en lugar de curar contenido y redistribuirlo, los buscadores te premiarán.
    Lo que veremos en el 2014: Empresas buscando quién les produzca contenido original para destacar en el mercado digital.
  5. Cada vez más blogs: Para tener presencia en el mundo digital ya no es suficiente con tener una página que presente a tu empresa o negocio de manera estática, es necesario generar un diálogo constante. La forma que recomiendan los expertos es tener un cerebro que almacene todo tu contenido para distribuirlo después a tus redes sociales.
    Lo que veremos en el 2014: Verás que la página de tu producto, tienda o servicio favorito suma a su menú de opciones la palabra blog.
  6. Empresas se convertirán en creadoras constantes de contenido: ¿Pensabas que sólo los periódicos, revistas o canales de televisión creaban contenido? En este año tus productos y servicios te sorprenderán con el contenido de alta calidad que pueden generar.
    Lo que veremos el 2014: Las empresas de productos y servicios nos sorprenderán creando contenido que creíamos que sólo periodistas y productores de video podían crear.